ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Energia

| Artículos Periodísticos

¡Son los subsidios al gas, estúpido! (la censurada causa de la mayor producción)

Autor | OETEC-ID


Palabras Claves
producción de gas, mejora en la producción, primer semestre de 2018, Javier Iguacel, Resolución 46, Resolución 447, gas no convencional, Vaca Muerta, Fortín de Piedra, Campo del Indio Este - El Cerrito, Tecpetrol, Rocca, Techint, CGC, Eurnekian, estafa, tarifazo, Estación Fernández Oro, Plan Gas macrista



17-08-2018 | En su conferencia de prensa del 1 de agosto, el CEO-ministro de Energía elogió el aumento de la producción de gas en 2018. Desde aquel día, bombardea casi diariamente con la noticia desde sus redes sociales. Macri y Peña hacen lo propio. En la imagen debajo, uno de los últimos ejemplos. El mensaje es tan claro como falaz: porque ahora nos integramos al mundo por fin pudo despegar Vaca Muerta; la infamia populista que la asfixiaba ya es historia. Y es gracias a esta Vaca Muerta de la Alianza Cambiemos y a las "nuevas reglas de juego" que la recuperación de la producción para el primer semestre no sólo se ubica por encima de la de 2015, sino que además es récord desde 2010. A la luz de la estafa energética del régimen neoliberal y las audiencias públicas de septiembre, resulta indispensable el estudio minucioso de tales aserciones. Pregunta obligada: ¿Son estas las causas verdaderas detrás de la mejoría? En absoluto. En primer lugar, no fue ninguna Vaca Muerta inundada de inversores ni proyectos la responsable del repunte, sino apenas dos concesiones en todo el país de las cuales solo una está en Vaca Muerta. En segundo lugar, no fue gracias a ninguna "nueva regla de juego" que aumentó la producción; mucho menos derivado de los dos años de tarifazo e incremento del precio del gas en boca pozo. ¿Entonces? Por muy paradójico que suene, fueron los subsidios estatales para el gas no convencional de las cuencas Neuquina y Austral -reglamentados en noviembre de 2017, pero desembolsados a partir de 2018 y hasta 2021- la excluyente causa detrás del aumento de la producción en lo que va del año. ¿Pero cómo?, se preguntará con razón la indignada y vapuleada ciudadanía: ¿No era que los subsidios no servían para nada, que generaron desinversión, una producción heredada en caída y precios irreales de la energía? ¿No era que para eliminarlos se impusieron aumentos escalonados en los cuadros tarifarios y precios del gas en el PIST, dolarización y paridad de importación de ambos mediante? ¿No era que así, con esa supuestamente indispensable reducción drástica de los subsidios y los usuarios poniendo de su bolsillo el valor "real" de la energía por fin vendría un abaratamiento de las tarifas? El régimen neoliberal es hipocresía y estafa en infinita expresión. Sin estos subsidios, captados básicamente por las petroleras Tecpetrol (Techint) y CGC (Eurnekian), la producción de gas en lo que va de 2018 hubiera caído 1%.



Fuente: Cuenta de Twitter de Jefatura de Gabinete, 7 de agosto de 2018. Subrayado es nuestro.

La "recuperación" de 2018
Entre enero y junio de este año, la producción aumentó 4,6%:


Fuente: Elaboración propia en base a datos del Ministerio de Energía, Tablas Dinámicas.

Como hemos oportunamente señalado, dicha expansión es sumamente mentirosa. ¿Por qué? Porque se partió de un 2017 portador del peor desempeño desde 2014.

Hecha esta primera aclaración, respondamos en los apartados debajo los interrogantes de la introducción. Recordamos el primero: ¿Fue gracias a Vaca Muerta y a las "nuevas reglas de juego" (léase, tarifazo) que se mejoró la producción?

La "recuperación" de 2018 sin Tecpetrol ni CGC
En nuestro informe del 13 de agosto pasado (ver bibliografía), encontramos que 24 empresas aumentaron su producción interanualmente. El volumen total positivo alcanzó 1.544.102 Mm3. Al ajustar la lupa sobre las empresas con mayor producción entre períodos, vimos que Tecpetrol (Techint) explicó un 44% del total positivo, seguido por Compañía General de Combustibles (CGC; Eurnekian) con un 16,3% e YSUR Energía (subsidiaria de YPF) con 11,1%. En la tabla el resumen por empresa y su participación:

Fuente: Elaboración OETEC en base a datos del Ministerio de Energía, Tablas Dinámicas.

Tecpetrol y CGC explicaron un 60,3% de la producción positiva. Sin estas dos empresas, la producción en el primer semestre de 2018 apenas hubiera aumentado un muy magro 0,3%:


Fuente: Elaboración propia en base a datos del Ministerio de Energía, Tablas Dinámicas. Se restó a la producción registrada en 2018, primer semestre, los incrementos interanuales de Tecpetrol y CGC.

¿Fue gracias a una Vaca Muerta pujante, atiborrada de inversiones e inversores que aumentó 4,6% la producción? De ninguna manera. Incluso, y como se verá a continuación, una de las dos firmas responsables casi excluyentes del incremento a nivel nacional siquiera opera en dicha región.

Pero no terminan acá las revelaciones…

La "recuperación" de 2018 sin Fortín de Piedra ni Campo del Indio Este
Al examinar en detalle la performance de todas las concesiones de las referidas petroleras entre primeros semestres de 2017 y 2018, advertimos que el incremento de Tecpetrol obedece a la concesión Fortín de Piedra, mientras que el de CGC a Campo del Indio Este - El Cerrito. (1)

Recordemos ahora el impacto de Tecpetrol y CGC sobre la nueva producción tan celebrada por el oficialismo. Como se mencionó en el apartado anterior, de no haber sido por estas dos empresas, la producción en el primer semestre de 2018 apenas hubiera aumentado un muy magro 0,3%.

El incremento total registrado por ambas firmas en 2018 explicó, como vimos, casi en su totalidad el famoso 4,6%. ¿Qué pasaría pues si a este incremento interanual se le resta el aporte de las concesiones citadas? Como vemos debajo, sin estas concesiones la producción enero a junio en realidad se hubiera… estancado (-0,004%):


Fuente: Elaboración propia en base a datos del Ministerio de Energía, Tablas Dinámicas. Se restó a 2017 y a 2018 las producciones de Fortín de Piedra (ingresó a la Resolución 46 en 2017); la producción de Campo del Indio Este - El Cerrito se la restó a la de 2018 (ingresó a la Resolución 447 en 2018).

La "recuperación" de 2018 sin el total de las concesiones subsidiadas por Macri
En la tabla se reproducen las empresas que hasta el momento ingresaron al Plan Gas macrista (resoluciones 46 y 447), sus concesiones involucradas y el año de aprobación por parte del Ministerio de Energía:


Fuente: Elaboración propia en base a datos del Ministerio de Energía e Informe 111 del Jefe de Gabinete de Ministros a la Cámara de Diputados de la Nación, junio de 2018. Únicamente Tecpetrol arrancó en 2017.

La indiscutible expansión de las petroleras de Rocca y Eurnekian responde a los beneficios del Plan Gas macrista (resoluciones 46 y 447) lanzado a principios de 2017, aunque reglamentado en el mes de noviembre. En pocas palabras, la mejora de la producción es consecuencia de los nuevos subsidios estatales. En este gráfico la evolución de la producción para las concesiones de Tecpetrol y CGC en contexto del Plan Gas macrista:


Fuente: Elaboración propia en base a datos del Ministerio de Energía, Tablas Dinámicas. Fortín de Piedra, ubicada en Vaca Muerta, ingresó en 2017 al programa macrista (Resolución 46). La de CGC, en la provincia de Santa Cruz, ingresó recién en 2018 (Resolución 447).

Pero la tabla anterior está incompleta, ya que de las concesiones listadas solamente tres pueden atribuirse a la gestión neoliberal; el resto obedece a proyectos iniciados durante el segundo gobierno de Cristina Fernández de Kirchner:


Fuente: Elaboración propia en base a datos del Ministerio de Energía, Tablas Dinámicas.

Lo precedente viene a cuento de que no estaríamos evaluando correctamente la política gasífera macrista si incluyéramos aportes de la "pesada herencia". El presidente fue claro en este sentido: siempre pidió se lo evalúe descontada los perjuicios populistas.

Sucede que si bien la concesión Estación Fernández Oro (YSUR Energía) proviene de la pesada herencia, aumentó su producción entre primeros semestres un 47%. Dicho incremento, una vez más, corresponde a los efectos del Plan Gas macrista. (2) En cuanto a Ribera I NC y II NC (YPF S.A.) no hay producción computada en 2018. En relación a las restantes concesiones heredadas, no tienen prácticamente incidencia. Por su parte, Aguada Pichana Este (Total Austral), de alto impacto, redujo su participación en relación a 2015. (3)

En razón de lo expuesto, adoptando la crítica oficialista de la "pesada herencia" y continuando con la estimación del impacto de los subsidios estatales bajo la era Macri sobre el crecimiento de este primer semestre, nos preguntamos: ¿Qué hubiera pasado con la producción de no haberse subsidiado (bajo resoluciones 46 y 447) Fortín de Piedra (Tecpetrol), Campo del Indio Este - El Cerrito (CGC) y también Estación Fernández Oro? La producción hubiera caído 0,9%:


Fuente: Elaboración propia en base a datos del Ministerio de Energía, Tablas Dinámicas. Se restó a 2017 y a 2018 las producciones de Fortín de Piedra (ingresó a la Resolución 46 en 2017); la producción de Campo del Indio Este - El Cerrito se la restó a la de 2018 (ingresó a la Resolución 447 en 2018), mientras que para el caso de EFO se restó su incremento interanual de 2018 a la producción del mismo año (ingresó a la Resolución 46 en 2018).

Conclusiones
El régimen neoliberal afirma que la producción de gas, que recién creció en 2018, fue consecuencia del "despegue de Vaca Muerta y las nuevas reglas de juego para el sector".

El crecimiento para el primer semestre fue del 4,6% interanual, cierto, aunque de ninguna manera puede atribuirse a las razones brindadas por Iguacel, Peña o Macri.

La causa es una sola: el subsidio estatal autorizado por las resoluciones 46 y 447 (Plan Gas macrista), reglamentada la primera recién en noviembre de 2017, mientras que la segunda publicada en el Boletín Oficial el 17 del mismo mes. Dicho plan comenzó a regir específicamente a partir de enero de 2018, aunque para el caso de Tecpetrol y su concesión Fortín de Piedra su adhesión fue aprobada en 2017 (las inversiones desembolsadas el año pasado quedaron condicionadas a la inclusión en el nuevo plan).

En consecuencia, sin los subsidios estatales del Plan Gas macrista la producción de gas hubiera replicado en 2018 la caída de 2017 (-1,2% entre 2017/16 y -0,9% entre 2018/17). Es decir, se hubiera producido menos gas en 2018 que en el año previo:


Fuente: Elaboración propia en base a datos del Ministerio de Energía, Tablas Dinámicas. La producción y su variación con subsidios estatales al gas (gris) y sin subsidios estatales (amarillo). La tasa de crecimiento del 5,1% en 2016 se explica gracias al mega-yacimiento de la pesada herencia Vega Pléyade.

Javier Iguacel miente: el 4,6% de crecimiento tan difundido y celebrado no hubiera sido tal sin subsidios al gas. Subsidios que, es clave señalar, la administración Macri tuvo que crear e implementar para que la producción no siguiera cayendo luego de los desastrosos 2017 y 2016 (corregido por el mega-yacimiento Vega Pléyade de la pesada herencia) y a pesar del tarifazo. Pues bien, por increíble que parezca, sin esos subsidios la producción hubiera vuelto a caer.

Pero hay algo peor; tremendamente peor y que veremos con mayor profundidad en un próximo informe. Sin subsidios -básicamente concentrados en Rocca y Eurnekian- la producción hubiera declinado 1% en lo que va de 2018 como se vio aquí. Agreguemos a eso que en 2016 si aumentó fue por el nuevo gas del mega-yacimiento heredado (Vega Pléyade), mientras que en 2017 directamente cayó. Entonces preguntamos: ¿Qué hicieron con la masa de recursos transferida durante estos dos años por millones de usuarios, miles de PyMEs quebradas, cientos de miles de hogares que se ven obligados a decidir si alimentarse dignamente o calefaccionarse? El tarifazo y el incremento del precio del gas en boca de pozo no sirvió para nada, ni antes con Aranguren ni ahora con Iguacel. La producción por fin levantó, es cierto, porque nos hicieron pagar 7,5 dólares el gas que producen Techint y Eurnekian, cuando su precio como recién acaba de confirmar Iguacel debería haber sido 3,5 como máximo. La estafa de Aranguren se profundiza con el nuevo CEO-ministro.

---

(1) Si bien serán trabajados en informes separados, adelantamos que Tecpetrol aumentó su producción entre primeros semestres de 2017 y 2018 un 96%. Sin Fortín de Piedra, hubiera caído un 3%. Por su parte, CGC aumentó entre mismos períodos un 52,4%. De no haber sido por la concesión Campo del Indio Este - El Cerrito, hubiera retrocedido un 10%.

(2) No así con el crecimiento registrado entre 2015 y 2017, ya que tal comportamiento proviene del Plan Gas heredado (implementado durante el segundo gobierno de Cristina Fernández de Kirchner).

(3) Aguada Pichana Oeste, iniciada durante el macrismo, comenzó a producir en el mes de abril de 2018. Su impacto es nulo.



Bibliografia
OETEC (13/08/2018) Los dueños argentinos del gas: Techint y Eurnekian
http://www.oetec.org/nota.php?id=3389&area=1

OETEC (10/08/2018) ¿Realmente crecimos 4,6% en gas? La celebrada tasa de crecimiento corregida por la caída de 2017
http://www.oetec.org/nota.php?id=3382&area=1

OETEC (9/08/2018) El ascenso del empresariado macrista en el gas natural (2015-2018)
http://www.oetec.org/nota.php?id=3378&area=1

OETEC (4/08/2018) Producción gasífera de YPF sigue en caída: -3,4% al primer semestre de 2018
http://www.oetec.org/nota.php?id=3370&area=1

OETEC (23/07/2018) ¿500.000 empleos en Vaca Muerta "en un par de años"? ¿En serio, señor presidente?
http://www.oetec.org/nota.php?id=3358&area=2

OETEC (19/07/2018) FMI y los subsidios ciudadanos a la energía: enriquecimiento del 0,0001% y pago de la deuda odiosa macrista
http://www.oetec.org/nota.php?id=3352&area=1

OETEC (8/07/2018) Rocca y Eurnekian al frente de la nueva producción gasífera argentina
http://www.oetec.org/nota.php?id=3336&area=2